RECOMENDACIONES PARA EL USO DE TAXIS Y AUTOS PARTICULARES EN TIEMPOS DE COVID-19

En el último Decreto Supremo se dispuso la reactivación de nuevos sectores de la economía con el propósito de iniciar una recuperación escalada, así como la posibilidad de hacer uso del transporte particular para ciertos casos, por lo que más personas deberán movilizarse diariamente para acudir a su centro de trabajo, ya sea mediante el transporte público, taxis o autos particulares; que deben contar con los permisos necesarios para transitar. Asimismo, también se autorizó el uso de vehículos particulares, para el abastecimiento de alimentos, medicinas y servicios financieros, solo y exclusivamente dentro del distrito de residencia.

En ese sentido, la epidemióloga de la Universidad Norbert Wiener, Oriana Rivera, nos da recomendaciones para protegernos del virus COVID-19 cuando tengamos que hacer uso de estos vehículos:

1.-En los taxis:

Cuando hagamos uso de taxis debemos procurar que sea uno formal, para verificar si está cumpliendo con la limpieza y desinfección del vehículo. El taxista debe utilizar una mascarilla y desinfectar su auto cada vez que termine un viaje; especialmente las superficies de más alto contacto como manijas de puertas, cinturones de seguridad, apoyabrazos y asientos. Asimismo, nosotros podemos tomar ciertas precauciones extras y limpiar estas superficies con paños desinfectantes o pañuelos con un poco de alcohol o gel desinfectante. Además, debemos mantener las ventanas parcialmente abiertas para lograr una ventilación adecuada. No debemos olvidar llevar una mascarilla, mantener nuestra distancia y utilizar el asiento contrario al respaldar del conductor

2.- Autos particulares:

Si vamos a hacer uso de nuestro auto particular para realizar nuestras compras de alimentos o medicinas, es importante limpiar y desinfectar las superficies de alto contacto antes mencionadas: manijas de puertas, cinturones de seguridad, apoyabrazos y asientos, sobretodo del asiento del conductor, debido a que estarán expuestas a agentes externos que nosotros llevemos. Asimismo, podemos realizar una limpieza de los asientos con un poco de alcohol o gel desinfectante después de cada viaje. Recordemos que la disposición de las autoridades indica que solo una persona puede estar dentro del vehículo y, únicamente, se podrá transitar por el distrito de residencia.

3.-En el transporte público:

Si debemos hacer uso del transporte público para trasladarnos, debemos redoblar las medidas de seguridad y minimizar riesgos. El transporte público es por excelencia un medio de contagio rápido debido a la gran cantidad de personas que pasan varios minutos, a veces horas, en un espacio reducido. En ese lapso, estornudan, tosen y tocan superficies como barandas, asientos, respaldares, entre otros, que luego podríamos tocar también. Por ello, la epidemióloga recomienda no hacer uso de buses que estén llenos o presenten aglomeraciones. Asimismo, hay que sentarnos solos y dejando un asiento, debido a que no se cumple con el 1.5 de distancia mínima de seguridad. Adicionalmente, la especialista hace énfasis en no comer ni tomar ningún alimento durante el viaje y evitar paraderos con demasiadas personas.