ENTREVISTA A RENATA MALDONADO, GERENTE DE RR.HH. DE NATURA PERÚ

En un contexto como el de Latinoamérica, las mujeres hacen grandes esfuerzos para poder trabajar y destacar en el ámbito laboral, sin que eso signifique descuidar su vida personal como esposas y madres. Sin embargo, en la actualidad son pocas las empresas con políticas específicas para que el personal femenino alcance ese equilibrio que exige el pleno desarrollo.

Conscientes de esta realidad, Great Place to Work Perú realizó este año el 1º Ranking de los Mejores Lugares para Trabajar para Mujeres 2017. Este informe, en el que participaron más de 158.000 trabajadores de 167 empresas, pasó revista a diversos indicadores, tales como el nivel de aceptación general del personal femenino y el porcentaje de mujeres en cargos directivos, entre otros.

Como una de las empresas que más destacó en este ámbito, se encuentra Natura Cosméticos Perú, que quedó en 2º lugar. Esta compañía global de origen brasileño, se caracteriza no solo por sus políticas a favor del medio ambiente, sino por promover un clima laboral en el que trabajadores en general, pero sobre todo mujeres, se sientan motivados, productivos y listos a dar lo mejor de sí.

Renata Maldonado, gerente de Recursos Humanos de Natura Perú, comparte las claves que han convertido a Natura Perú en una de las mejores empresas del país para las mujeres.

Renata Maldonado, gerente de Recursos Humanos de Natura Perú

¿Qué estrategias han empleado para convertirse en una de las mejores organizaciones en el ámbito del empleo para las mujeres en el Perú?
Primero, saber conectarnos con la esencia de la mujer, ingresar al ser del espíritu femenino para, desde allí, hacerle la invitación a la organización. Somos una empresa en la que nos preocupamos mucho de las relaciones, eso nos conecta con la feminidad, porque para alcanzar nuestros objetivos nos basamos en la escucha permanente, un rasgo que caracteriza a la mujer. Siempre estamos activos, empáticos y tomamos a la mujer como nuestra inspiración a la hora de diseñar nuestras propuestas y estrategias para hacerlas sentir más cómodas en la empresa.

¿Qué prácticas laborales expresan mejor estas ideas?
Empoderamos mucho el talento femenino. El 70% de las posiciones de liderazgo están cubiertos por mujeres, lo que nos deja súper orgullosos. Hay mucha formación en liderazgo, en temas de innovación, en desarrollo de las capacidades intelectuales. También tenemos espacios de escucha para tratar estos temas. Contamos con “guardianes de cultura”, hombres o mujeres, que nos ayudan a darle un enfoque femenino a la construcción del clima laboral.

¿Por qué crees que para algunas organizaciones es difícil aplicar estas políticas?
Principalmente porque se trata de trabajar y al mismo tiempo romper paradigmas. Una empresa debe ser muy flexible y quizá existen organizaciones en sectores más tradicionales, a las que se les dificulta actuar de esta forma. En Natura, esta flexibilidad le permite a la mujer atender su rol de mamá, una estrategia para desarrollarte profesionalmente sin descuidar a la familia.

¿Poseen políticas laborales para que la mujer pase más tiempo en casa?
Hemos puesto a disposición de los colaboradores diferentes prácticas, como el horario flexible, en el que uno define a qué hora entra o sale. Si uno necesita salir de la empresa por algún motivo, se le apoya. También tenemos lo que es home office, para que el colaborador trabaje desde casa, sin desconectarse de su familia, dándole tiempo y calidad.
“Tiempo Feliz” es para aquellos trabajadores que están de cumpleaños, para que no vengan a trabajar. Incluso, si es el cumpleaños de uno de los hijos, el empleado puede trabajar medio tiempo. Asimismo, contamos con un programa de maternidad que facilita el reintegro paulatino de las mamás que acaban de dar a luz

¿Por qué hacen todo esto, qué beneficios les trae?
Genera compromiso. Tenemos un equipo de mujeres altamente comprometido que entrega lo mejor de sí porque considera que existe una organización con una preocupación genuina por ellas.

¿Han podido corroborar ese compromiso en sus resultados de clima laboral?
Tenemos encuestas en las que hemos podido comprobar que el compromiso es muy alto.

¿Hay un trabajo de sensibilización con los hombres para evitar conductas machistas?
No tenemos un programa puntual pero tenemos una cultura tan fuerte, y un filtro de selección tan preciso, que difícilmente nos hemos visto en situaciones de esas características. Pero, si se presentara el caso, conversaremos con el colaborador, para explicarle en qué consiste nuestra cultura. Buscamos igualdad de condiciones en espacios de diálogo.

Teniendo en cuenta que estas prácticas exigen un nivel de esfuerzo, ¿cuál es el porcentaje de mujeres en su fuerza laboral?
Hemos evolucionando. Antes, hace 4 años, solo el 3% de trabajadores eran hombres. Ahora son 12% los hombres. Mientras que otras organizaciones tratan de hacer esta transición contratando más mujeres, nosotros hicimos al revés. Nos gusta la diversidad, la complementariedad. Hombres y mujeres tienen espacio para la iniciativa. No hay guerra de géneros.

Pese a todo eso Natura Perú no posee una CEO, ¿es una deuda pendiente?
Tenemos una deuda pendiente. El desafío de Natura como corporación es tener más mujeres en cargos directivos y alta gerencia. Nuestros programas de liderazgo para mujeres nos van a ayudar a fortalecer esas líneas de carrera que requerimos para lograr este objetivo.

¿Este esfuerzo es a nivel de la casa matriz entonces?
Es una preocupación que tenemos como corporación. Nos hemos propuesto como meta llegar al año 2050 con 50% del board integrado por mujeres. Pero, más que una meta, es una filosofía. Natura cree en la diversidad, es parte de nuestra cultura, más allá de las cuotas de género.

¿Dirías que es más fácil poner en práctica estas políticas porque son una empresa de cosméticos, donde la mujer es protagonista?
No necesariamente. Tiene que ver con la filosofía de la empresa, del área de RR. HH., independientemente del rubro. Es más que nada un asunto de visión estratégica, de donde quieres posicionar esta área en las decisiones importantes de la empresa.