¿UN AVISO? ¿UN COPY DE TV O RADIO? ¿UN PANEL? ¿UNA DEGUSTACIÓN? ¿UNA FIESTA? ¿UNA ANFITRIONA O PROMOTORA? ¿UN VIRAL?.

POR: DIANA MANDUJANO / DIRECTORA ATL

¿Cuántas veces hemos recibido pedidos puntuales de lo que el cliente piensa que es lo adecuado para su marca?
Años atrás y en algunos casos, la publicidad estaba más estructurada en lo que se “quería comunicar a los consumidores” y se comunicaba en los medios que eran posibles cubrir con el presupuesto asignado. Esto funcionaba mientras teníamos un consumidor pasivo y menos apasionado; que esperaba que las marcas llegaran a ellos y les comunicaran las ventajas de ese o aquel producto.
Antes era más fácil y también menos retador!

El consumidor es hoy más importante que nunca. Hace muchos años se miraba al consumidor por su perfil demográfico y socio-económico. Todas las personas que calzaban en ese tipo de evaluación, eran los consumidores de determinada marca o producto. Hoy hay una mirada mucho más cercana, exhaustiva, detallista. La agencia que no conoce al consumidor de cada una de sus marcas, no podrá ser capaz de conectarse y establecer vínculo con ellos… y cuidado porque hoy ellos pueden hacer que una marca crezca o desparezca en cuestión de segundos. Ellos generan contenidos con inmediatez y lo que las agencias hagamos para ofrecerles las marcas debe ser tomando en cuenta los cambios diarios que se generan en torno a él.

Además es importante llegar a ellos con los medios afines. El cliente puede pedir hacer un copy de TV y posiblemente es lo que estabas esperando para tener lucimiento; pero también es posible que en ese momento no necesariamente sea el medio más adecuado para llegar al consumidor.

Es importante analizar cada marca por separado. Evaluar su entorno, dónde se mueve; su competencia, su consumidor y por sobre todo los puntos de contacto en los que podemos alcanzarlo de manera eficiente.

No solo el consumidor ha cambiado; los medios han cambiado… hoy hay más posibilidades de llegar a un grupo. Por ello muchas agencias han diversificado o incrementado sus servicios para ofrecer soluciones no de ATL o BTL. No se trata de hacer un aviso, un copy, una degustación o una fiesta. Se trata de ofrecer soluciones basadas en una comunicación eficaz e integrada. Una marca bien analizada, entendida y construida correctamente será amada por su consumidor. Un presupuesto bien asignado que ayude a tocar correctamente al consumidor, hará que tu cliente te ame…. ¿qué tenemos?… el mejor de los resultados; objetivos cumplidos.

Esto se traduce en una relación sólida y fuerte a largo plazo; tanto de la agencia con su cliente como de la marca con su consumidor.